A la hora de confeccionar cuadros de mando e informes para controlar proyectos dentro de una empresa y medir su evolución a lo largo del tiempo, se utilizan una serie de métricas que miden distintos parámetros. Junto a estas métricas que representan un valor concreto, también se incluyen otros valores conocidos como KPIs.

Un KPI tiene un significado más profundo que una métrica porque va asociado a un objetivo concreto, convirtiéndolos en una forma ideal para poder valorar si ese objetivo se está cumpliendo con las acciones o estrategias que se están llevando a cabo.

Veamos qué son los KPIs, qué tipos existen y cómo elegir los mejores indicadores clave para un proyecto o negocio.

Qué es un indicador KPI

Un indicador clave de desempeño o KPI (Key Performance Indicatores una métrica que está asociada a un objetivo por lo que permite medir si dicho objetivo está siendo alcanzado. Un KPI puede ser un número o puede representarse como un porcentaje, pero siempre debe representar un valor que indica si se está cumpliendo un objetivo.

Por ejemplo, un KPI puede ser el número de visitas que se alcancen en un periodo de tiempo. Se considera KPI si uno de los objetivos que se persiguen es incrementar la visitas, si este no fuese el caso, se trataría de una métrica y su valor no sería tan relevante, pues no indicaría el grado de éxito de las acciones que se están llevando a cabo.

Para qué sirven y por qué son tan importantes

Los KPIs son los parámetros más importantes que se incluyen en cuadros de mandos o ‘dashboard’ para evaluar la evolución y el grado de éxito de un negocio o proyecto. Incluyendo los KPIs apropiados en el panel de control se podrá apreciar de forma visual y de un solo vistazo si se están cumpliendo con las expectativas creadas, o si es necesario realizar correcciones para poder alcanzar los objetivos.

Los KPIs son importantes porque miden el rendimiento de las acciones que se realizan para cumplir con los objetivos. Son indicadores inequívocos que muestran si se están alcanzando las metas fijadas o no se está llegando a los niveles esperados.

Tipos de KPIs

Para clasificar los KPIs en distintos tipos se suele utilizar el área de negocio al que afectan. De esta manera se tendrán KPIs financieros, de ventas, de producción, de marketing digital, etc.

Los principales tipos de KPIs que utilizan son:

KPIs financieros

El departamento financiero está acostumbrado a trabajar con dashboards donde se representan distintas métricas y KPIs, para poder evaluar de un solo vistazo, el estado financiero de la empresa.

Algunos de los KPIs que más se utilizan en finanzas son:

  • Cash flow. El flujo de caja mide la capacidad de la empresa para generar o disponer de liquidez y poder afrontar los pagos que se han de realizar a corto plazo. Para su cálculo se utilizan tres métricas, siendo su fórmula la suma del beneficio neto más amortizaciones y las provisiones.
  • ROI. El retorno de la inversión es uno de los KPIs más importantes, tanto para el departamento financiero como para cualquier otra área de la empresa. Este KPI mide si una inversión es rentable o no, es decir, si la empresa ganó dinero o no, con la misma.

KPIs de marketing digital

Los responsables de marketing digital se apoyan en diferentes KPIs para poder evaluar si sus estrategias y tácticas están alcanzando los resultados esperados. Dato del entorno cambiante del mercado digital, los KPIs son una herramienta indispensable para tener un control en tiempo real de las distintas campañas y acciones que se están llevando a cabo, y poder tomar medidas correctoras en caso de no estar consiguiendo los resultados deseados.

En el marketing digital se utilizan muchos KPIs dependiendo del tipo de proyecto y objetivos. Algunos KPIs habitualmente usados son:

  • Tasa de rebote. Mide el número de usuarios que abandonan el contenido (un email, página web o publicación en redes sociales) porque no le interesa o no lo consideran atractivo. Con este KPI se puede conocer si una determinada acción es un fracaso, al tener una alta tasa de rebote.
  • Coste por lead. Los leads o contactos cualificados son muy importantes para una empresa porque se trata de clientes potenciales que realmente están interesados en lo que el negocio ofrece, y por lo tanto, el coste de convertirlos en cliente es menor. Esta métrica mide el precio que se paga por cada contacto cualificado conseguido.

KPIs de producción

Son las métricas asociadas a objetivos de producción y fabricación. Son fundamentales para poder llevar un control de la línea de producción y garantizar un alto nivel de calidad y la mejora constante. Entre este tipo de KPIs podemos destacar el coste medio de orden de compra, el tiempo de inactividad o la tasa de error de previsión de la demanda.

KPIs de logística

Están enfocados en los objetivos de almacenamiento y transporte del negocio, y son muy importante para evaluar el servicio de aprovisionamiento de mercancías y la entrega a los clientes.

Entre los principales KPIs que se utilizan en logística podemos nombrar la rotación de inventario, la rotura de stock o el coste de transporte por venta.

Cómo determinar correctamente los KPIs adecuados para tu negocio

A la hora de la elección y edición de un KPI para utilizarlo en la evaluación de objetivos de una empresa hay que tener en cuenta una serie de factores importantes:

  • Contar con los servicios de una agencia de marketing digital para poder seleccionar los mejores KPIs y construir un cuadro de mandos funcional para tener un control total sobre el negocio, es una gran decisión que permitirá saber qué ocurre en todo momento en la empresa.
  • Elegir los KPIs que estén asociados con los objetivos principales y secundarios de la empresa.
  • El KPI debe ser cuantificable y su cálculo debe dar un resultado fiable que refleje una situación real.
  • El ROI es un KPI muy importante que puede utilizarse para evaluar el rendimiento de una inversión en cualquier área, como por ejemplo de una campaña de email marketing, la compra de una nueva maquinaria para producción o la inversión en vehículos de reparto.

 

Un KPI por definición está asociado a un objetivo con el fin de evaluar su grado de éxito. Elegir los KPIs adecuados para el negocio es fundamental para poder evaluar si se están cumpliendo con los objetivos del mismo.

Abrir chat
¡Hola! ¿En qué podemos ayudarte?